Patrocinio

Cómo evitar que adultos mayores caigan en depresión ante el confinamiento

Prestarles atención y crear un plan para compartir en familia pueden evitarles problemas de salud mental y física

Una de las poblaciones más afectadas por el Covid-19 es la adulta mayor, no solo porque son calificadas como grupo de riesgo por las autoridades de salud, sino también porque muchos han quedado aislados en sus casas y sin poder acudir a lugares donde normalmente organizan actividades.

La Asociación Gerentológica Costarricense (Ageco), a través de los diferentes medios que utiliza para mantener contacto con personas adultas mayores, identificó ciudadanos que viven solos o que a raíz de la pandemia, están solos en sus casas sin mayor interacción con el entorno.

“Esto ha significado sentimientos de angustia y soledad, a lo que hay que aunar el sentimiento de incertidumbre e impotencia que la situación en sí misma genera a todas las personas”, comentó Isela Corrales, gerontóloga y directora de Programas Gerontológicos de AGECO.

Prestarles atención puede evitar problemas de salud mental y física

De acuerdo con Corrales, es importante prestar atención a los adultos mayores porque una de las situaciones que mayormente experimentan es la soledad -percibida o real- que en momentos como el actual de confinamiento y pandemia, es posible que aumente y derive en situaciones emocionales más complejas.

“En la interacción con otras personas, de edades similares y con otras generaciones, las personas encuentran un medio de socialización, de recreación e identificación de redes de apoyo. Al estar confinadas al espacio doméstico y con poca o ninguna interacción, podrían derivarse problemas en la salud mental y de carácter físico”, explicó la gerontóloga.

Para Eduardo Carrillo, psicólogo del Centro Diurno El Tejar, es relevante resaltar que la salud mental es importante en todo momento y en todas las poblaciones. Sin embargo, con el confinamiento es importante estar al tanto de esta población porque puede generar cambios importantes en la vida.

“El confinamiento por el Covid-19 implica, en la mayoría de los casos, cambiar nuestra rutina diaria y enfrentarnos a la incertidumbre, lo que generalmente nos puede ocasionar alteraciones emocionales y la aparición de ansiedad”, detalló Carrillo.

Cómo detectar si está deprimido(a)

Según Corrales, lo primero que hay que tomar en cuenta es que la depresión es una enfermedad o trastorno mental que se caracteriza por una profunda tristeza, decaimiento anímico, baja autoestima, pérdida de interés por las cosas que le rodean y hasta disminución de las funciones psíquicas.

Algunas manifestaciones más evidentes pueden ser:

  • Irritabilidad
  • Problemas para dormir o dormir en exceso
  • Cambios en el apetito: comer poco o nada, o bien, comer en exceso
  • Falta de energía para las tareas cotidianas
  • Dificultades de concentración
  • Sentido de abandono, inutilidad y desesperanza
  • Pensamientos reiterados de muerte o suicidio
  • Pérdida de placer por actividades usuales
Patrocinio

Con respecto a qué hacer en caso de que un familiar, amigo o conocido tenga estas señales, Corrales recomendó acudir al médico general o un especialista que le pueda orientar a la persona o a la familia de las posibilidades a seguir mediante tratamientos médicos u otras opciones terapéuticas.

“La familia también puede optar por brindarle mayor apoyo y acompañamiento, así como por hacerle partícipe de las actividades familiares y de la cotidianidad de forma permanente”, dijo la directora de Programas Gerontológicos de AGECO.

También le puede interesar: Cómo saber si padece de depresión

Actividades para hacer en casa 

Corrales aconsejó plantear de manera integeneracional distintas opciones para compartir y aprovechar el tiempo y los espacios en la casa, como:

  • practicar juegos tradicionales,
  • compartir y enseñar el uso de tecnologías,
  • compartir la elaboración de actividades manuales y
  • realizar actividad física en conjunto.

“Lo importante es que todo lo que se realice sea basado en el diálogo, el respeto y la tolerancia a las diferencias de las generaciones y de las personas que configuran el espacio familiar”, subrayó la gerontóloga.

Por su parte, el psicólogo Carrillo recomendó centrarse en dos estrategias de vital importancia para minimizar el impacto del confinamiento en las personas adultas mayores, partiendo de que la situación emocional surge de las restricciones por la pandemia.

“Debemos formar una nueva rutina diaria en donde encontremos diferentes espacios que suplan nuestras necesidades, entre ellas el ocio y la socialización. Esto nos permitirá el desarrollo como seres humanos y convertirlo en nuestro diario vivir de manera satisfactoria para minimizar las alteraciones emocionales”, señaló el funcionario del Centro Diurno El Tejar.

Como una segunda estrategia, destacó recibir la información que causa angustia o depresión, en un momento único. “Muchas veces las personas pasan constantemente expuestos a noticias o fuentes de información en torno a la situación o factor que genera la alteración emocional; por esta razón es crucial poder concentrar la interacción con este factor a un momento específico del día, esto no quiere decir que debemos limitar nuestro conocimiento sobre la pandemia”, reconoció Carrillo.

Seguir con las funciones y rutinas diarias ayudará a contrarrestar los sentimientos o pensamientos que afectan a la salud mental.

También le puede interesar: Profesionales solidarios le ayudan a salir de la depresión

¿Qué le pareció esta nota?

Califíquenos de 1 a 5 estrellas

Si le pareció interesante esta nota,

¡síganos en redes sociales!

¿Cómo podríamos mejorar esta información?

Comentarios

 

Acerca del autor Marianela Sanabria Leandro

Periodista Licenciada en Producción de Medios de la Universidad Latina de Costa Rica. Locutora comercial formada en el Instituto Nacional de Aprendizaje.

Artículos recomendados