Patrocinio

Defensoría pide investigar naturaleza pública de $9 millones utilizados por HIVOS

Fondo Mundial de Lucha contra el VIH-Sida, la Malaria y la Tuberculosis dio los recursos para proyectos enfocados en los riesgos de contraer VIH en Costa Rica

Defensora de los Habitantes, Catalina Crespo

La Defensora de los Habitantes, Catalina Crespo, solicitó a la Comisión de Derechos Humanos de la Asamblea Legislativa investigar la naturaleza pública de US$9 millones utilizados por la organización de origen holandés, HIVOS.

Para la jerarca, llama la atención que los recursos provenientes del Fondo Mundial de Lucha contra el VIH-Sida, la Malaria y la Tuberculosis, se hayan dado a la organización a través de un concurso público y no se optara por utilizarla para mejorar la eficiencia de la institucionalidad pública, o canalizarla por medio de parámetros de control de la hacienda pública.

Según el documento “Recopilación histórica del trabajo del mecanismo coordinador de país-Costa Rica” entregado por el órgano contralor a la comisión legislativa, en varios componentes del proyecto se privilegiaron las acciones y el uso de los fondos en grupos LGTBI, cuando el propósito del dinero se enfoca en los riesgos de contraer VIH en Costa Rica.

“Además, la designación de la ONG-Hivos, en su condición de unidad ejecutora, derivó en el pago de parte de esos fondos internacionales para la salud pública en erogaciones por gastos de gestión administrativa al propio HIVOS, pagos de consultorías a personas, organizaciones e instituciones que formaban parte del mecanismo de control y supervisión del proyecto; así como subvenciones a grupos con poca o nula experiencia previa en temas relacionados con el VIH-SIDA”, recalca la Defensoría en el documento.

Disposición de recursos 

Crespo recalcó que lo que más llama la atención fue el uso y disposición de los recursos del proyecto -considerados fondos públicos por la Contraloría General de la República- “sin medir los procedimientos administrativos que demanda la Ley al tratarse de fondos públicos internacionales”.

Sin embargo, de acuerdo con el Ministerio de Salud, que forma parte del Mecanismo Coordinador de País (MCP), el proceso cumplió con los requisitos establecidos por el Fondo Mundial de seleccionar un receptor principal que, para el caso de Costa Rica, se identificó que fuera una entidad privada.

La institución indicó a aDiarioCR.com que de los US$9 millones se han entregado al país US$7.003 que son los recursos de las dos primeras subvenciones: Asignación primera fase del proyecto VIH-CR por US$4.883 y asignación segunda fase del proyecto VIH-CR por US$2.120.

Patrocinio

El primer monto se implementó del 1 de julio del 2015 al 30 de junio del 2018 en la primera fase del proyecto: “Costa Rica: un modelo sostenible de prevención combinada del VIH para hombres que tienen sexo con hombres y mujeres trans”, mientras que el segundo se utilizó del 1 de julio del 2018 al 30 de junio del 2021 en la segunda fase: “Costa Rica: Transitando hacia la sostenibilidad de la respuesta al VIH con financiamiento doméstico 2018-2021”.

A pesar de que el Ministerio de Salud indicó que solo el dinero de la primera y segunda fase ha sido entregado, informó que la tercera etapa: “Costa Rica: Transitando hacia la sostenibilidad de la respuesta al VIH con financiamiento doméstico 2021-2024”, comenzó el 1 de julio y finalizará el 30 de junio del 2024 con un fondo de US$2.200.

Con respecto a cómo mide el Ministerio la utilización de esos fondos, la cartera señaló que en las reuniones del MCP se presentan informes de las auditorías externas y de la comisión de monitoreo y evaluación del MCP. Resaltó que no es potestad solo de la institución la auditoría de los fondos, sino de la estructura del Mecanismo.

El MCP está conformado por representantes del sector gubernamental como: el Ministerio de Educación Pública (MEP), de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), Ministerio de Justicia y Paz, Instituto Nacional de las Mujeres (INAMU), Patronato Nacional de la Infancia (PANI) y el Instituto sobre Alcoholismo y Farmacodependencia (Iafa), así como del no gubernamental: población trans, mujeres trabajadoras sexuales, mujeres con VIH, un habitante de la zona más afectada del país con malaria, entre otros.

Casos de VIH SIDA van en aumento

De los fondos recibidos no se invirtió nada en atacar la tuberculosis y la malaria.  Los fondos en su totalidad fueron destinados para atacar el VIH SIDA. Sin embargo, los casos de VIH SIDA en el país han ido en aumento según datos de la Dirección de Vigilancia de la Salud, del Ministerio de Salud:

  • Año 2000:  295 casos
  • Año 2005:  530 casos
  • Año 2010:   599 casos
  • Año 2015:   875 casos
  • Año 2020:  919 casos

Por el contrario, los casos de tubercolosis van en descenso, aunque no muy lentamente:

  • Año 2000:  569 casos
  • Año 2010:   533 casos
  • Año 2015:   426 casos
  • Año 2020:  346 casos

En cuanto a la malaria en el país, su comportamiento ha variado, siendo el peor año el 2005:

  • Año 2000:  1.879 casos
  • Año 2005:  3.541 casos
  • Año 2010:   114 casos
  • Año 2015:   8 casos
  • Año 2020:  141 casos

Más fondos para grupos LGTBI

Además de los fondos girados a Hivos, según una nota publicada por aDiarioCR.com en 2019, el Global Resources Report (Government and Philanthropic Support for Lesbian, Gay, Bisexual, Transgender, and Intersex Communities), Costa Rica también recibió US$5,16 millones entre 2015 y 2016 para la implementación de políticas LGTBI. Al consultar a los encargados de prensa sobre las instituciones que recibieron los fondos, aseguraron que no podían revelar los nombres de las organizaciones que los recibieron.

¿Qué le pareció esta nota?

Califíquenos de 1 a 5 estrellas

Si le pareció interesante esta nota,

¡síganos en redes sociales!

¿Cómo podríamos mejorar esta información?

Marianela Sanabria Leandro
Sígame

Comentarios

Periodista Licenciada en Producción de Medios de la Universidad Latina de Costa Rica. Locutora comercial formada en el Instituto Nacional de Aprendizaje.

 

Acerca del autor Marianela Sanabria Leandro

Periodista Licenciada en Producción de Medios de la Universidad Latina de Costa Rica. Locutora comercial formada en el Instituto Nacional de Aprendizaje.

Artículos recomendados