Patrocinio

El desarrollo de la Inteligencia Artificial continúa avanzando imparable

Cómo afectará la aparición de una inteligencia no humana con el potencial de estar muy por encima de la humana a la economía

La singularidad tecnológica se define como el punto a partir del cual una civilización ha alcanzado un desarrollo tecnológico tal, que este ya no tienen marcha atrás.

A partir de ese momento no será posible predecir el rumbo o las consecuencias que los avances tendrán en el futuro, y muchos tecnólogos colocan ese punto en el momento en el cual la primera Inteligencia Artificial o IA tome conciencia de sí misma. (De hecho muchas obras de ficción sitúan el inicio de las hostilidades entre seres humanos y máquinas conscientes no en el momento en el que una de las partes agrede violentamente a la otra, sino cuando las IA empiezan a preguntarse por el significado de su existencia o sobre la posibilidad de que también sean seres con alma).

El proceso de crear una inteligencia no orgánica es más complicado de lo que inicialmente se pensaba, ya que uno de los requisitos que tradicionalmente se consideraban infalibles para detectar una IA auténtica, el Test de Turing, ya ha sido superado por programas informáticos que simulan inteligencia humana. Según Alan Turing, el matemático que creó la prueba, para superar el Test de Turing es necesario que el programa engañe a un 70% de los seres humanos que hablen con él durante cinco minutos. Compañías como Amazon ya están trabajando de forma intensiva mediante AWS en la creación de herramientas de aprendizaje automático para IA, y desde luego la compañía de Bezos no es la única.

Microsoft Azure

Si se hubiese preguntado a cualquier persona de los años 90 y la primera década de los 2000 por una empresa relacionada con las ciencias de la computación, la respuesta hubiera sido “Microsoft” en el 90% de los casos. Aunque dicha hegemonía lleva años en cuestión, la compañía fundada por Gates no ha querido quedarse atrás en el tema de la IA, y en su herramienta Microsoft Azure ofrece aprendizaje para IA y máquinas. Pero hay muchas más funcionalidades, entre las que destacan especialmente tres:

1. Internet de las cosas

Cuando se habla del internet de las cosas se está hablando de la conexión de las máquinas que pueblan nuestros hogares (neveras, lavadoras, televisión, cafetera y con el tiempo, incluso, los inodoros), nuestros centros de trabajo (impresoras, ordenadores,…), e incluso nuestras ciudades (automóviles, semáforos o máquinas expendedoras de tickets de estacionamiento) a internet de forma constante. De este modo podrán recopilar y procesar todo tipo de información que ayudará a hacer más cómoda la vida de los seres humanos. Para implementar correctamente el internet de las cosas será necesaria una IA que gestione e interprete la información.

2. Blockchain

Patrocinio

El blockchain es la tecnología que, entre otras muchas cosas, ha posibilitado la aparición de las criptomonedas y que según sus partidarios terminará por agilizar y adelgazar enormemente la burocracia. Además, el profesor Ahmed Banafa, experto en IA, opina que implementar la blockchain junto a IA aumentaría aún más su eficiencia.

3. Realidad mixta e IA

La realidad mixta habría llegado para implementar en un sólo dispositivo la realidad virtual. Entorno que sumerge al usuario en un entorno totalmente ajeno a la realidad física, y la realidad aumentada, la cual combina la realidad con elementos virtuales gracias a un dispositivo que se interpone entre el ojo humano y la realidad.

En un evento de Las Vegas, una presentadora de la compañía de Bill Gates ofreció una conferencia en inglés mientras una IA controlaba un holograma que ofrecía en tiempo real esa misma conferencia en japonés al lado de la conferenciante humana.

Parece que esta vez sí el momento de la IA ha llegado. ¿Cómo afectará la aparición de una inteligencia no humana con el potencial de estar muy por encima de la humana a la economía?

Inteligencia artificial y su impacto en la inversión

Invertir en tecnológicas a largo plazo o realizar trading con acciones tecnológicas (siendo consciente de que herramientas como el apalancamiento financiero del trading online generan un riesgo para el inversor) son dos formas de tratar de subir al tren de la Inteligencia Artificial. Pero al igual que la propia aparición de una IA auténtica despierta recelos entre algunos futurólogos, es aconsejable que los inversores y traders actúen con la misma cautela.

Además, ciertos analistas consideran que desde hace unos años se está creando una burbuja en torno a la IA. Y las compañías que la están desarrollando deben tener cuidado con el nivel de exposición del capital que se destina a la inversión, quizás combinando la inversión en tecnología puntera con inversiones más conservadoras.

¿Qué le pareció esta nota?

Califíquenos de 1 a 5 estrellas

Si le pareció interesante esta nota,

¡síganos en redes sociales!

¿Cómo podríamos mejorar esta información?

Comentarios

Las colaboraciones enviadas a aDiarioCR.com son responsabilidad exclusiva de sus autores. aDiarioCR.com no se responsabiliza por su contenido.

 

Acerca del autor Colaboración

Las colaboraciones enviadas a aDiarioCR.com son responsabilidad exclusiva de sus autores. aDiarioCR.com no se responsabiliza por su contenido.

Artículos recomendados